Ridge Racer Slipstream, carreras a todo gas

Hexamob | Emma Rossinyol - 05/4/2014


Ridge Racer Slipstream, carreras a todo gas

Ridge Racer es una de las sagas clásicas de los videojuegos. Este año se cumplen 20 años del lanzamiento del juego original, y los fans siguen fieles a este juego, que apareció por primera vez en 1993 y se convirtió en uno de los principales títulos de la primera Play Station.

De ahí saltó a varias plataformas, tanto consolas como PC, y más recientemente hizo el salto a dispositivos táctiles con Ridge Racer Accelerated, entrega que no tuvo una gran acogida por parte de sus seguidores. Ahora, celebrando el 20 aniversario, se ha lanzado una nueva entrega, Ridge Racer Slipstream. Namco Bandai Games es el responsable de esta nueva entrega, disponible para dispositivos iOS y Android, que trae toda la velocidad y los derrapes más típicos de la saga a las pantallas táctiles.

Ridge Racer Slipstream mantiene la idea del juego original, de modo que nuestro objetivo será llegar el primero a la meta o acabar el circuito en el menor tiempo posible. La emoción y el espectáculo son dos de los puntos clave de esta saga, y en esta entrega están presentes desde el primer momento.

Ridge Racer Slipstream - 1-en

Los controles son configurables, y podremos elegirlos cómo más nos gusten, ya sea con acelerómetro virtual, aceleración automática o manual, iconos virtuales, etc. El coche es fácil de controlar y rápidamente podremos empezar a competir con nuestros rivales.

El empezar el juego tenemos varios coches para elegir, y a medida que progresamos, podemos irlos mejorando y desbloquear de nuevos. La conducción es muy importante y buena parte del protagonismo recae en nuestras manos. Hay que hacer un buen uso de rebufo y del turbo, factores clave si queremos llegar el primero.

Ridge Racer -2-en

El rebufo (slipstream en inglés), es un punto clave en Redge Racer Slipstream. Deberemos pegarnos al coche que tengamos delante y conducir aprovechando su estela para ahorrar algo de combustible y ganarle la velocidad necesaria para poder adelantarle. Además, el turbo también requerirá un poco de estrategia por nuestra parte, ya que disponemos de una cantidad limitada de nitro para poder darle la punta de velocidad necesaria para subir al podio.

Ridge Racer Slipstream cuenta con 10 circuitos y sus respectivas versiones espejo, de modo que tendremos bastante donde elegir. Los escenarios son variados e interesantes, como Harbor Line, Lost Ruins o Industrial, entre otros. Los vehículos también tienen sus comportamientos característicos de modo que cada circuito ofrece una experiencia diferente según el coche que pilotemos.

El juego es gratuito pero cuenta con micropagos para obtener mejoras sin esperar a acumular los puntos necesarios a base de ganar carreras. Además, algunos modelos de coche solo se pueden conseguir con micropagos.

El juego requiere 1GB de RAM y una GPU dedicada, si no estáis seguros de cumplir los requisitos, podéis consultar los detalles antes de iniciar la descarga. Podéis descargar Ridge Racer Slipstream en la App Store o la Google Play respectivamente. ¡Aseguraros de tener conexión Wi-Fi antes de empezar la descarga, que son más de 800M de datos!

Fuente: Meristation.